Veo Veo un libro Inspiración / Juegos entre blogueros / Veo Veo

Estoy convencido que el primer viaje lo hice con un libro…

 

Ya no me caben dudas, ese viaje lo hice a través de las páginas de  “Confieso que he Vivido Memorias” de Neruda.  Ese libro siempre estuvo en mi biblioteca familiar.  Nunca me había atrevido a su lectura aunque conocía la poesía de Pablo, me gusta decirle por su nombre de pila como se hace con los amigos.  Sus poemas los conocí de bien pequeño.  Una tía que estaba presa, una presa política de los setenta de Argentina, me enviaba sus poemas.  Aun conservo esos papelitos cargados de  cariño.  Para este veo veo los busqué nuevamente, como para estar seguro que la memoria no me engañaba.  Ahí estaban un par de poemas, también algunas palabras sueltas de Pablo y la inefable marca de la dictadura: el sello con la palabra –CENSURA

El encuentro con el libro

Como decía el libro estaba en la biblioteca, pero para un nene, para ese nene, un libro tan “gordo” era algo como imposible.  Una empresa para la que era incapaz  y llegó ese día en que aquel niño se enfermó.  Una enfermedad rara y asintomática que lo obligaría a guardar reposo por más de dos meses. Por indicación médica, no sólo debía permanecer en cama sino que también no podía recibir visitas.
El aburrimiento y la soledad se podían palpar.  Al pequeño no le quedaba otra que esperar casi en solitario que se curara  y fue entonces que comenzó una extendida amistad con la lectura. Primero fueron los típicos libritos infantiles, cuentos cortos, luego se animó con alguno de Verne pero el de Pablo…, era gordo!

La voz de mamá

Entonces le pedí a mamá que me leyera.  Ya no le permitía que lo hiciera. Mis doce años me daban aires de madurez y que tu mamá te lea era cosa del pasado, “cosas de nenes”.
Le pedí el de “Neruda”, obvio, y una noche, siempre por la noche, me lo leyó durante días.  Fue fascinante!!!
Noche tras noche, mi vieja me leía y contestaba a cada una de las dudas  e interrogantes con la que la interrumpía.  ¿Qué dónde queda Ceilán?  Quién es Allende?  ¿Qué es el comunismo? ¿Vamos a ir a Isla Negra?  Y tantísimas más…

El legado

Hoy estoy en condiciones de afirmar que aquel libro no solo me llevó de viaje a lo inimaginable.  Abrió la ventana de un mundo hasta ese momento desconocido por mí. Por ese libro, estoy seguro, que algunos años después comenzaría a dar mis primeros pasos en la militancia de izquierda; si soy profesor de historia y enamorado del siglo XX y sus revoluciones fue este
libro que me enseñó que Pablo llevaba a “España en el corazón” y no es para menos, si allí nacieron poetas y revolucionarios maravillosos que con dolor vieron fracasar la experiencia revolucionaria de la República.
Como a Neruda a mí también me ha pasado, he sentido que la ciudad es un lugar nefasto, sobre todo si hablo de mi ciudad, un lugar que me confunde y a razón de eso me explico el deseo de viajar, de conocer otros lugares, ciudades y personas, hacer de mí “residencia en la tierra” algo más placentero.
Me veo en los versos de “Walking around”

No quiero para mí tantas desgracias.
no quiero continuar de raíz y de tumba,
de subterráneo solo, de bodega con muertos,
aterido, muriéndome de pena.

Por eso el día lunes arde como el petróleo
cuando me ve llegar con mi cara de cárcel,
y aúlla en su transcurso como una rueda herida,
y da pasos de sangre caliente hacia la noche.(…)


Pablo y su libro me regalaron Chile, uno de esos países que más ansío conocer y vaya a saber por qué el croupier de los camino me lo ha negado en varias oportunidades.
 
Neruda dice en uno de sus cuadernos de confesiones que: “Quién no conoce al bosque chileno, no conoce a este planeta”  Estas palabras, se han convertido en una meta!!!
 
¿Qué es Veo Veo? Es, ante todo, un juego, una excusa para conocer lugares de la mano de otros viajeros, contarnos historias, viajar aunque no tengamos la oportunidad de hacerlo, encontrarnos. Se realiza una vez al mes y las temáticas se eligen en el grupo Veo veo en Facebook, y por medio del hashtag #VeoVeo en Twitter y otras redes sociales. ¿Querés jugar? ¡Veo veo!
¿Qué ves? Este es mi quinto VeoVeo, clickealo y lee los anteriores.

Te gustó el post, te gusta el blog y te gustaría colaborar para que otros también lo conozcan!?  Entonces, lo compartirías en las redes sociales en las que participás? También me gustaría saber tu opinión, dejame un comentario!!!

Me sentiría halagado si te sumás con tu “ME GUSTA” en Facebook o me seguís en Twitter

Al final de la entrada podrás escribir tu correo electrónico para recibir por email las entradas cuando se publiquen

Muchas gracias por tu visita, te deseo buenos rumbos!!! 😀


Comentarios

  1. Me quedé pensando en las cartas de tu tia. Además de ser recuerdos familiares, son también en cierta forma documentos históricos.

    • Si qué lo son y siempre pienso en como actuaba de "extraño" la dictadura y que burros que eran, porque como estos poemas otros presos y presas hacían llegar a llegar a sus seres queridos otros mensajes de resistencia.
      Por eso sumé lo de esas cartas, porque de algún modo, bah, seguro inconscientemente Neruda flotaba en mi por ella y aunque un niño, esa luz de resistencia comenzaba a anidar en mí!!!

  2. Ese libro también estaba en la biblioteca de mis padres. Tiene el nombre de un amigo de ellos,dueño legítimo que lo prestó y al que nunca le fue devuelto.Y el que le roba a un ladrón… ahora está en mi biblioteca, pero recuerdo cuando de chica leí de aquellos fumaderos de opio y nunca más miré igual a las amapolas de mi casa!

    • Jajajaja, tal cuál, los fumaderos de opio, qué viaje!!!
      Mi libro fue victima de una ladrona. Hace muchos años lo presté, nunca debía haberlo hecho, y aunque lo reclamé y lo reclamé, jamás me lo quiso devolver y siempre me quedó la duda si no lo habrá prestado también y a ella se lo habrán robado. Si fue así estaría buenísimo, es un libro que no puede estar una sola mano!!!
      Te mando un abrazo y gracias por comentar Pensadora!!!

  3. Hola Juan Manuel! qué orgullo que este Post esté dedicado a Pablo! y que pena que aún no conozcas los bosques…es verdad, qué para decir que conocimos el mundo, antes debes olerlos y sentirlos.
    Yo te confieso que no he leído el libro, así que para el verano ya lo tengo apuntado :)
    Un abrazo viajero!

    • Hola Aby, qué lindo saber qué te gustó!!!
      Si, verdad que es una pena pero es cuestión de tiempo. Ya llegaré a los bosques chilenos!
      Verdad que ahora que me decís que leerás el libro siento como una especie de "misión cumplida", te va a gustar seguro.
      Amiga, te mando un abrazo enorme y el deseo de buenos rumbos!!!

  4. Hermoso y tierno Veo Veo! me encantó… yo tengo una foto dandole un beso a neruda en chile (bueno a un muñeco de neruda jejej). Tenes que ir a rumbear por chile!!!

    • Hola Tati, qué gracioso lo del muñeco! En un primer momento me hiciste dudar de tu edad, jajaja!!!
      Che gracias por tus palabras. Salió algo tiernito el post, me temo que me puse melancólico: mi viaja, mi tía, ese libro… Bue, un montón de recuerdos!!!
      Voy a ir a Chile, claro que sí pero será más adelante…
      Tati, te mando un abrazo enorme, enorme, me gusta saberte leyéndome siempre!!!

  5. Que bueno que tengas registrado tan presente tu inicio en la lectura. Brindo por tus recuerdos. Que fuerte lo que contás de tu tía, y que bueno que hayas logrado transformar tu historia en un presente positivo, que te hayas vuelto profesor y viajero :)

    un abrazo grande,
    Lore

    • Hola Lore!
      Verdad qué sí, lo tengo muy presente a esos días. Fueron días muy importantes, que dejaron huella, más aun marcas.
      Verdad que no me puedo quejar y soy un agradecido por lo que logré y lo que tengo. Me gustaría ser más viajero que profe pero todo a su tiempo…
      Lore, te mando un abrazo enorme!!!

  6. Yo tuve la oportunidad de visitar dos casas de Neruda: La Chascona en Santiago y la de Valparaiso que por algún motivo en estos momento no recuerdo el nombre. Me quedo pendiente la de Isla Negra. Fue un placer, pero no conocí el Bosque Chileno :(

  7. Hola Mariana!
    Qué lindo las casas de Pablo! YO tenía toda la intención por fin de ir en julio y visitarlas pero no salió. Junto con el bosque son mis "pendientes"!!!
    Te mando un abrazo y gracias por comentar!!!

  8. Muy bueno Juan Manuel! Este pablo es un groso y digo es porque esta vivo en su literatura. Abrazo y Si podes contanos más sobre las cartas de tu tía. Buen fin de año. Nico de Dale Viaja.

  9. ¡Lereeeee! Qué fuerte lo de tu tía. Te voy a confesar igual que me re interesa esa historia, ¿tal vez algún día te animes a compartirla?

    Respecto a Neruda, leí poemas sueltos pero es una cuenta pendiente dedicarle exclusividad.

    • Angieeeeeeeee!!! Si, lo de Elba, es heavy aunque tiene su parte linda a pesar de la tristeza. al menos así lo he vivido yo.
      Si, más adelante, cuando escriba y recorra más ex Centros Clandestinos de Detención ella y su/nuestra historia tendrá un lugar destacado en el texto!
      No sé si será tu estilo Neruda, bah, en realidad seguro lo será sólo que para lo va a disfrutar es esa que se oculta atrás de una risotada de Titin!!!! :)
      Amiga, te mando un abrazo enorme!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>